CATEGORÍA DE PRODUCTOS

Hábitos de perros y hábitos de gatos que derivan en malas conductas

No hay una mascota maleducada, sino un amo poco comprometido. Frecuentemente, el mal comportamiento de un perro o gato se derivan de algunas acciones permitidas por la misma familia. Pero, ¿cuáles son ese tipo de acciones? A continuación hay algunos hábitos de perros y gatos que se derivan en malas conductas. Anota e intenta corregir a tu mascota de forma correcta.

 

Hábitos de perros y hábitos de gatos que derivan en malas conductas

Hábitos de perros

  • Entregar comida

Dar probaditas de comida a tu peludo mientras comes no es buena idea porque puede derivar en acciones caprichosas con su alimentación, rechazando su comida. Este tipo de acciones se convierten en hábitos que NO son buenos.

 

No permitas que pida comida y tampoco consientas sus acciones porque al corregirlo no va a comprender que NO tienes que hacerlo. Tienes que ser coherente y constante con tus acciones.

 

  • Permitir los saltos

Al llegar a casa, tu peludo puede recibirte con saltos de alegría y tú puedes aceptar su muestra de cariño, dejando que salte y acariciando a tu amigo. Pero, eso se convierte en un hábito que NO tiene excepciones, así que seguro lo va a hacer también con tus visitas y ya no puede ser tan agradable. En ese momento vas a intentar corregir su comportamiento pero será demasiado tarde si se lo has permitido antes y si ya es un hábito.

También podría interesarte: ¡Evita que tu perro salte sobre ti y otras personas!

 

  • Aceptar que se siente en tus piernas

Tu perro puede demostrar su amor de muchas manera y acudir a tu regazo o sentarse en tus piernas es algo que va a querer hacer. No está mal que demuestre su amor pero hacerlo de esta manera puede ocasionar que lo hago con otros y así ya no es tan agradable. Por eso, lo mejor es que corrijas la conducta, antes que se convierta en un hábito común para el peludo.

 

  • Dejar que muerda zapatos viejos

Como has visto que muerde tus zapatos, para corregir su comportamiento tomas unos que ya no usas para que pueda morderlos. ¡ERROR! Solo estás apoyando una acción que se va a derivar en un mal comportamiento. Lo que debes hacer es sustituir los zapatos por juguetes.

También podría interesarte: Conoce los 5 mejores juguetes para entretener a tu perro

 

¡No confundas a tu perro! Necesita de reglas claras y contundentes para ser el perro bien educado, que tú siempre has querido.

 

Hábitos de gatos

  • Jugar con tus manos

Si tienes en casa mininos, seguramente te gusta jugar y pasarla bien, pero no acostumbres al felino a jugar con tus manos porque puedes resultar lastimado ya que su instinto cazador lo lleva a utilizar sus garritas. Lo mejor es tener juguetes para gatos que son adecuados y perfectos para sacar su instinto natural de caza.

 

  • Arañar paredes y cortinas

Para un gato arañar es algo normal y es parte de su instinto, no puedes negar o prohibir que lo haga, lo que sí puedes hacer es orientar al minino a hacerlo en el lugar correcto. Para ello necesitas crear un espacio adecuado donde hacerlo y no dejarlo o acostumbarlo a que lo haga con las cortinas o las paredes.

 

  • Robar comida

A los gatos les encanta subir a la mesa y robar comida, por muy satisfechos que se encuentren, pero tienes que tomar acciones desde la primera vez que lo veas realizando la acción. Si lo permites una vez, el felino continuará subiendo a la mesa y robando la merienda.

 

Aunque puede parecer difícil educar a un gato por su personalidad, la verdad es que hay métodos que puedes utilizar para corregir su comportamiento y NO dejar que acciones se conviertan en hábitos y esos hábitos en malas conductas. Intenta desviar su atención, utilizar rociadores o sonidos para hacerle entender al felino que NO debe realizar determinada acción.

 

Los hábitos de perros y hábitos de gatos que se derivan en malas conductas, son tu responsabilidad, corrige sus acciones para que NO se conviertan en hábitos que luego te den dolores de cabeza.

 

¡Enséñale a tu perro a no pedir comida en la mesa!

 

Compartir en redes sociales